APELUCHADO

Sé que estoy en el fondo de todas tus

cosas.

Soy el leoncito de peluche que

guardas en tu

baúl, bajo triciclos,

rompecabezas y muñecas.

 

Ahora me miras y sonríes.

Me has rescatado.

 

Recibo los besos que tanto he

esperado.

Luego jugarás conmigo y me

querrás.

Me enseñarás las verdades del

mundo y de tu cuerpo.

Tu piel será mi hogar por días,

tu boca mi alimento principal.

Tus horas, mis

latidos.

 

Hasta que vuelva a llegarle el turno

a otro de tus juguetes y no me quede

más oficio que el de la

contemplación.

La mirada en compás de

espera.

 

No me quejo.

 

Lo malo es que no he aprendido a rugir

de tan poco aire que recibo

en el fondo de este baúl.

 

HjorgeV

            22-11-2007

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s