FARRAH FAWCETT & MICHAEL JACKSON

Acababa de dejarnos el rostro que mejor representó, acaso, la frivolidad de toda una generación, de más de una generación.

Y uno de los más difundidos del planeta.

La mujer que había sido pareja de Ryan O’Neal, otro icono de la Década Prodigiosa, acababa de cumplir 62 años.

O’Neal se hizo famoso por la película Love story (1970), en la que interpretaba el papel de Oliver Barret, un deportista y estudiante universitario cuya vida cambia cuando conoce a Jennifer Cavilleri.

Alice McGraw, otro rostro del siglo, hacía el papel de Jennifer, una estudiante de música que le hace conocer la felicidad.

$ …..

En la ficción del filme, basado en la novela de Eric Sagal del mismo nombre, Jennifer, aquejada de leucemia, muere en los brazos de Oliver.

En la realidad, O’Neal acababa de anunciar que Farrah Fawcett, ya grave y con la que había tenido un hijo (Redmond O’Neal, actualmente en la cárcel), había aceptado casarse con él y es perfectamente probable que haya muerto en sus brazos.

(En otro ejemplo más de que la ficción no puede superar a la realidad, por lo menos no en lo que más nos duele.)

Jackson, por su parte, a punto de cumplir los 51 años en agosto, había vendido más de 75o millones de discos a lo largo de su carrera, convirtiéndose así en el artista con más éxito comercial de la historia.

Su excéntrico y misterioso estilo de vida, sus manías hipocóndricas y sus finanzas oscuras le habían pasado la factura en los últimos años, obligándole a vender parte de sus propiedades y derechos de autor, y a firmar un contrato por el cual se comprometía a dar 50 conciertos en el O2 Arena de Londres en los próximos meses.

(1 millón de entradas habrían sido vendidas en apenas 5 horas.)

Casado alguna vez durante 19 meses con Lisa Marie Presley, hija de otro rey (del rock: Elvis), el Rey del Pop llevaba varios años sin actuar y su último álbum databa del 2001.

Tras las acusaciones de abuso sexual de menores y su encarcelamiento en el 2003, se había movido con mucho más misterio aún en los últimos años, especulándose continuamente sobre la verdadera gravedad de su estado de salud y su vida sexual.

Nadie sabe cómo consiguió aclararse la piel.

Diversas cirugías estéticas deformaron su rostro y alteraron su cabello hasta parecer una malograda y enferma copia de un hombre ‘blanco’.

Según la versión -más o menos- oficial de sus huestes, sufría de vitiligo, enfermedad degenerativa de la piel por la cual esta pierde melanina, la sustancia encargada de darle color.

Su álbum Thriller (1982) es el disco más vendido de la historia de la música.

Jackson había sufrido la tarde del jueves un infarto en su domicilio cuando los paramédicos alertados por una llamada de los allegados del cantante lo encontraron sin pulso ni respiración.

Sin responder a los intentos de reanimación, habría llegado en estado de coma profundo al centro médico Ronald Reagan UCLA de Los Ángeles.

Habían pasado 46 años desde que a la edad de 4 había formado parte por primera vez del grupo de música de sus hermanos, entonces los Ripples & Waves Plus Michael luego The Jackson Five.

$ …..

Se ha ido para siempre un verdadero genio musical y artístico. Bailarín lunar, eximio y creativo, que revolucionó el mundo del video no solo con sus magníficas coreografías.

(La autopsia arrojará seguramente como resultado un “abuso de medicamentos” o barbitúricos. Es decir, una mezcla de las drogas más exclusivas del planeta. Drogas que, añadidas a sus cirugías, continuos tratamientos médicos, su degenerada salud y su estrambótico estilo de vida, ningún cuerpo humano podía soportar. Su médico personal, Conrad Robert Murray, quien vivía en la casa del cantante y le habría administrado su dosis diaria de Demerol -un sucedáneo de la morfina y nombre comercial de la meperidina– antes de morir, sigue sin ser ubicado. El uso de Demerol en combinación con alcohol puede ser fatal.)

Acaso la música popular no vuelva a conocer jamás a ninguno como él.

El cantante de las medias blancas y la voz de niño.

Un niño prodigio él mismo incapaz de abandonar la niñez y antepenúltimo hijo de una familia de diez hermanos, que había llegado a acusar a su padre de maltratos.

Un pedófilo y pederasta (de ser ciertas las acusaciones en su contra) incapaz de administrar su fabulosa fortuna, con la tendencia a vivir en un mundo irreal y aislado, obsesionado por la permanente escenificación de su persona.

Y afectado también de una enfermedad muy humana que le impedía aceptarse tal como era.

$ …..

Hjorge 25-06-2009

Anuncios

One comment

  1. La unica enfermedad que tuvo y de la cual nunca se curó esta persona fue la del ALMA.
    ESA solo la cura Jesucristo, qué triste.
    “de que aprovechara al hombre si ganare a todo el mundo y, perdiere su alma?”

    Rpta.: Hola Sophia: De ser cierto, y con el niño que se nos muere de hambre o pobreza cada tres segundos en algún lugar del mundo, mucho no le debe gustar trabajar a tu dios como curandero. Saludos. HjV

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s