JABULANI: CAOS ESFÉRICO

¿Cómo se explica un partido de profesionales en el que estos no pueden controlar el balón?

¿Alguien se imagina pidiendo al heladero una bola de helado y recibiendo una de arena?

¿O a un carpintero haciendo una mesa con dos patas?

Hay un detalle en el Mundial de Sudáfrica al que nadie parece haber prestado atención.

Me refiero al balón, Jabulani.

Pero no al tema ya conocido de su ligereza e impredecibilidad.

Sino a lo que sucede cuando se le insufla demasiado aire.

Quien ha jugado partidos oficiales alguna vez, sabe de lo que estoy hablando.

Un balón puede ser bueno en condiciones normales, pero la cantidad de aire que se le insufla puede alterar por completo sus características.

Con demasiado aire, cualquier balón se vuelve rebotón y difícil de controlar.

Antes, cuando los balones eran duros y pesados aún con poco aire, bastaba hiperinflarlos para convertirlos en verdaderas armas bélicas.

Parte del poderío alemán de las últimas décadas se explica porque en este país se juega con balones grandes, rígidos y pesados desde las divisiones inferiores.

De esta manera, se ha tendido a formar verdaderas legiones de levantadores de pesas y luchadores, antes que finos técnicos y manejadores del balón.

Uno de los comentarios alemanes que más recuerdo sobre Maradona es el siguiente, y dicho con la admiración de quien no cree lo que está viendo:

«¡La pelota le obedece!»

Bueno, pues, en este Mundial veremos partidos en los que la pelota obedecerá a los jugadores si tiene la cantidad de aire adecuada y otros en los que se podrá pensar que no son profesionales los que están jugando. O que se han olvidado de su oficio.

Es más o menos lo que se vio en el encuentro entre Paraguay e Italia y ayer entre Corea y Brasil. Y lo que explica -en parte- la desastrosa actuación del pentacampeón.

En el partido entre paraguayos e italianos, los jugadores apenas tenían control sobre el balón, los pases eran deficientes y la pelota iba de un lado a otro más o menos sin ton ni son.

Se podía notar en la gran dificultad que tenían los brasileños para controlar el balón e impulsarlo a voluntad.

Es un problema antiguo.

Basta que a alguien se le ocurra hiperinflar la pelota y se tiene otro partido.

Para remediar esto, la FIFA ha ido reduciendo el tamaño y el peso del balón, hasta hacerlo ideal para las finezas técnicas.

Es lo que explica el repentino desarrollo y evolución del fútbol femenino: desde que el balón ya no es de cuero, y es más pequeño, más liviano y menos rígido, ha cambiado por completo la imagen de fútbol mal jugado que se tenía antiguamente del femenino.

Cuando a alguien se le ocurra hacer jugar a los más pequeños con un balón proporcionalmente adecuado en medidas y peso a su tamaño (¿acaso los mayores juegan con un balón que les llega a las rodillas?), tendremos jugadores más técnicos y, por lo tanto, más concentrados en el desarrollo del juego mismo que en controlar y no perder el balón.

El Jabulani no es malo.

Lo que no hace la FIFA es controlar a los encargados de inflar los balones.

Basta que haya alguno que piense que la pelota “tiene que ser dura y pesada porque se trata de un juego de hombres” y se jodió el asunto.

Muchos de los que critican al Jabulani no han pateado jamás una pelota o jugado un partido de verdad. De tal manera que solo se guían en sus críticas por lo que ven en la televisión: errores tontos de arqueros, centros que se van al cielo, pases sin medida, disparos absurdos.

Personalmente, pienso que el futuro tiene que estar en hacer balones perfectamente herméticos y con una cantidad determinada y fija de aire y peso, es decir, que no puedan ser alterados.

Cuando haya uniformidad en la herramienta, entonces podrá haber uniformidad en su tratamiento.

Mientras tanto, los fortachones que están acostumbrados a patear balones medicinales sufrirán con el Jabulani porque es ligero y elástico, y los que son técnicos y finos sufrirán lo suyo cuando a alguien se le ocurra hiperinflarlos.

Y esta tendencia será la dominante en este Mundial, porque con el Jabulani se tiende a tener la impresión de que le falta aire.

ITALIA 1:1 PARAGUAY

Italia se salvó por los pelos y, eso, gracias al portero paraguayo, quien salió a cazar mariposas en un centro sin mayor riesgo real, pero en el que la pelota llevaba bastante efecto.

¿Por qué puso los manos de costado?, es mi pregunta, o sea, ofreciendo la menor superficie de contacto posible a la pelota.

Un misterio.

Muchos de los espectadores (alemanes) con los que vi el encuentro, se asombraban de que Paraguay estuviera ganándole a Italia durante gran parte del partido.

Los alemanes suelen creer que los únicos equipos latinoamericanos fuertes son Brasil y Argentina.

Más de una sorpresa se habrán de llevar en este Mundial, entonces. De eso estoy completamente seguro.

BRASIL 2:1 COREA

Brasil, uno de los favoritos, sudó la gota gorda ayer para ganar a una oncena de norcoreanos bien parados y corajudos.

Pero los brasileños sudaron la gota de nervios no la del esfuerzo físico.

En todo momento se vio la sombra de la mano de Dunga sobre la cabeza de los jugadores, un técnico cuyos principios parecen bélicos y que si para ganar hay que perder (la fama y el honor), pues a perderlos.

No por nada es llamado el ‘alemán’ en su país, a pesar de haber estado solo dos años en el Stuttgart.

Con los coreanos le funcionó con las justas su apuesta tacaña.

Lo malo es que un Brasil así no puede soñar con llegar a la final.

¿Podrán los finos maestros españoles con el Jabulani?

.

.

HjorgeV 16-06-2010

Anuncios

Un comentario sobre “JABULANI: CAOS ESFÉRICO

  1. Al parecer los españoles no pudieron contra la Jabulani, ni contra Suiza.

    Rpta.: Hola, Bergen. España ha sido uno de los pocos equipos que no han tenido problemas con la nueva pelota. Creo que contra Suiza los traicionó el exceso de confianza y luego la ofuscación. Confío en que sepa recuperar el hilado que saben hacer. Saludos. HjV

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s