ART PEPPER: «HERE’S THAT RAINY DAY»

Tal vez algunas personas nacen con un ruego en la voz.

Que después trasladan a su instrumento, si luego dedican su vida a la música.

Y su cuerpo se convierte solo en un medio de transporte y ejecución de esa voz.

¿Se puede evitar hablar de la oscuridad después de pasarse 15 años en la cárcel por una drogadicción de ese cuerpo, luchando contra el gran fantasma comelotodo?

Art Pepper lo consigue con lucidez expresiva, a pesar de las imágenes de barrotes, violencia, desamparo, lobreguez e impotencia que aún poblaban su mente.

Concentrado en la lluvia, o sea, en su música, da libre paso a su voz: a su ruego tan antiguo como su desesperanzado cuerpo.

HjorgeV 27-11-2013

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s