«COMO ESPEJOS ENFRENTADOS»

Si el mundo está en uno
mismo,
¿cómo pudiste escapar
del mío, regresar
a tu espejo?

Si te escondes en
tu propio mundo,
¿cómo es que lo
alcanzo a ver todo:
la otra orilla,
incluso el
dolor que me
causas ya sin
saberlo
acaso?

Observando
una nave que intentaba
llegar a tu mundo me
he quedado
dormido mirando
al espejo.

Me había quedado
observándola como
la costa que se aleja
cuando uno es barco
o pez.

Y he sentido
nostalgia de
un día lejano,

como solo se puede
nostalgiar
un hijo
que nunca
nacerá.

Me quedé
contemplando
la nave:
mi recuerdo
en el espejo,

intentando entender
por qué la noche
a mis espaldas
no era también tu mundo:

solo mi mar,
la orilla donde reventaban
todos
mis sueños
como en un juego
de espejos
enfrentados.

hjv 10.01.2016

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s