Mes: mayo 2017

«OCASO»

.

Eligió volver a pisar esas calles que durante toda una época de su juventud (una que él recordaba como auspiciosa) habían sido su pan diario: su forma de ver y enfrentarse a la vida que estaba por llegarle.

Salió de paseo al atardecer, cuando el pálido fuego del ocaso semejaba un incendio mal apagado al final de la gran avenida.

Volviendo a esas calles que no se había atrevido a pisar en años, se sintió como un personaje de una película de los años cincuenta: el paisaje urbano sepia, una pieza de jazz emitida por una vieja radio, calles inquietantes, gente con pensamientos oscuros, un gato desdeñoso, un hombre desorientado deambulando en la penumbra.

(Esto último resultó ser el vidrio de un escaparate.)

Era uno de los primeros días del invierno de ese año; con temperaturas muy bajas, pero ideales para un paseo con la vestimenta adecuada.

Pronto aparecieron Charlie Parker y el gran Raymond acompañando sus pasos a pocos metros. Fue sintiéndose más seguro conforme avanzaba y desde la otra acera le sonrieron Lana Turner y la Monroe.

Regresó a casa, a su particular museo de la ausencia, su gabinete del olvido.

Presa de una gran exaltación -pues había vuelto a vivir-, destapó una botella de whisky, prendió el cigarrillo que hacía años que no tocaba y se quedó dormido enseguida.

Los bomberos no tardaron en encontrar la fuente de ignición, agravada por una botella de whisky vecina, pero nunca hallaron la causa.

.

.

HjorgeV 25.05.2017

Anuncios

«DE INSTANTES Y DOBLES»

.
Le conté a mi doble que te había visto

el otro día

y dejó de saludarme.

.

Te conté que mi doble

había dejado de

saludarme y no

volviste a

hablarme

más.

.

La soledad de mi

futuro es cada

vez más nítida:

tú huyes de mí

para que yo pueda inventarte

en mis recuerdos.

.

Pero sucede que creas a

mis dobles para

poder hablar con ellos sin

tener que reconocer tus

errores.

.

Vivir con tu hijo lo que

no pudiste vivir con tu

padre

muerto.

.

Un viejo proverbio bengalí

dice que toda persona se arrepiente de

sus padres y en el intento de

recomponer su mundo

nacen sus

hijos.

.

No es toda mi vida lo que

te ofrezco.

Es solo un constante

buenos días, un pasar la mano

por tu frente para decidir la

temperatura del

mundo, un té

caliente cuando más lo

necesite tu cuerpo.

.

Bastaría con que fueran

muchos (los días) y no te cansaras

de nombrar nuestros

amaneceres más

oscuros.

.

Habría un dolor de lágrima

mal gastada en cada uno de

tus adioses.

.

Mejor recorrer la hora de

los dos, dejando al minuto

que nos separa

preso del segundo de

tu mano para

siempre.

.

No todos los relojes son

expertos en descifrar el

paso del tiempo. (La gran

mayoría solo se deja

pisotear en

silencio.)

.

Pero hay un no sé qué

en cierto tiempo tuyo:

un andar reviviendo el

gusto de saberte

viva:

.

Un gesto lejano que

demuestra que la

vida sucede en

un instante y que luego

pasa y es solo un huracán

en la memoria.

.

Pasar un solo instante

a tu lado.

.

Solo uno.

.

El instante

llamado

vida.

.

.

HjorgeV 15.05.2017